Viajar embarazada 3: consejos prácticos para viajar en tren

Tren

El tren es el mejor medio de transporte para viajar cuando estás embarazada. Y es que este romántico transporte, es una opción segura y confortable tanto para distancias cortas como para largos recorridos. Si el coche es nuestro transporte más habitual y el que tenemos más a mano, el tren tiene una serie de características que le hacen muy conveniente para viajar embarazada:

  • Los trenes son medios de transporte cómodos, con sillones amplios y zonas para pasajeros espaciosas que te permitirán estirar las piernas.
  • Cuando te canses de estar sentada, puedes levantarte y pasear por los vagones –con cuidado con los traqueteos ferroviarios- para mejorar así la circulación de tus piernas.
  • Es aconsejable que lleves algo para abrigarte, puesto que el aire acondicionado del tren puede ocasionarte un resfriado. No te subas al vagón sin una chaqueta y algún pañuelo para la garganta.
  • Aunque se trata de un medio cómodo, procura llevar ropa de algodón holgada, nada que oprima tu barriguita o tus piernas y que dificulte la circulación.

Si sigues estos consejos, podrás disfrutar de un viaje inolvidable y adaptado a las necesidades de tu embarazo. Sueña con preparar el mítico Transiberiano y recorre la estepa rusa, o súbete al inolvidable Orient Express, que une París con la turca Estambul. Ahora sólo queda no perderlo, ¡pasajeros al tren!




Enviar comentario